11 diciembre, 2018, Mar

La bajada de las tasas del agua, primera medida del programa electoral de IU para las elecciones municipales.

La auditoría de la deuda y la municipalización de servicios públicos entre las prioridades de esta formación.

La Asamblea Local de Izquierda Unida ha comenzado sus debates programáticos en la tarde del miércoles día 3. Unas reuniones que tendrán lugar durante todo el mes de octubre, con el objetivo de determinar una serie de propuestas firmes para trasladar a una futura candidatura unitaria de ruptura con las políticas neoliberales de PP y PSOE. Y la primera de las sesiones ha versado sobre cuestiones de administración y hacienda municipal.

De entre las medidas debatidas destaca la bajada de las tasas de agua, alcantarillado y depuración, conceptos por los cuales se ingresan 5.129.220€ y tan sólo se gastan en el servicio 3.528.541€, resultando un margen de beneficio de 1.600.678€. “La Ley de Haciendas Locales prohíbe que las tasas recauden más dinero del que luego se invierte en ese servicio”, recuerdan.

Así mismo, en caso de gobernar, la formación ejecutaría inmediatamente el acuerdo de pleno por el cual la gestión del agua debe realizarse de forma directa e indiferenciada por el propio ayuntamiento, a través de un servicio municipal.

En cuanto al resto de servicios municipales, IU continuará planteando, como hasta ahora, su “municipalización progresiva, conforme vayan finalizando los actuales contratos en vigor”. Y recuerdan que el más importante de ellos para la próxima legislatura será el del transporte urbano. “Un contrato nefasto, que impide un buen servicio y que finaliza en 2022, siendo la oportunidad perfecta de gestionarlo directamente, con la inversión adecuada”.

En cuanto al problema de la deuda, IU considera necesaria una auditoría “que determine quiénes la han provocado y se exijan las responsabilidades pertinentes, incluso pasando la factura a quien corresponda”. También reclamarán la derogación de las leyes de estabilidad presupuestaria “que ahogan a Ayuntamientos como el de Cuenca”, y abandonar el régimen de ciudad de “gran población” para que el Pleno recupere las competencias perdidas. Todo ello son propuestas que ya han planteado durante esta legislatura, y que han sido rechazadas por PP y PSOE.

Dinos lo que opinas

Tu dirección de email no será publicada.